Embalaje sostenible para la industria del lujo

COMPARTIR ESTA ENTRADA

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin

Muchas marcas de lujo se encuentran en una encrucijada. Están sometidas a una presión cada vez mayor para que utilicen envases ecológicos, en gran parte debido a la mayor concienciación de los consumidores sobre el impacto medioambiental de los productos que compran. Un reto espinoso al que se enfrentan estas marcas es encontrar el delicado equilibrio entre sus aspiraciones de satisfacer estas nuevas demandas de sostenibilidad y la necesidad de mantenerse fieles a su imagen de marca.

Las marcas de lujo saben que la primera impresión es importante. Para muchos clientes potenciales, el envase de un producto de lujo suele ser la primera presentación que tienen de la marca. Sin embargo, a primera vista, el concepto de envase sostenible no parece muy adecuado para los productos de lujo. Tradicionalmente han utilizado plásticos, metales, telas y otros materiales lujosos (pero no ecológicos) para transmitir la apariencia extravagante o las sensaciones opulentas que prometen los productos.

Algunas marcas de lujo ya han aceptado el reto de la transición hacia los envases sostenibles. Otras, sin embargo, han tardado en responder a la tendencia mundial. Ahora es el momento de que estas empresas se replanteen la adopción de envases ecológicos, no solo para incorporar la sostenibilidad como parte de sus procesos de fabricación y empresariales, sino también para aprovechar la oportunidad de ser líderes en excelencia sostenible.

Retos de la sostenibilidad

Las marcas de todo tipo se enfrentan a una mayor presión por parte de los consumidores y de la normativa para utilizar envases sostenibles y biodegradables. Muchas marcas, especialmente en los sectores de la salud y la belleza, han invertido en el uso de ingredientes totalmente naturales en sus productos y han adoptado procesos de fabricación sostenibles. Han ampliado estos esfuerzos al uso de envases ecológicos. Esta tendencia hacia la sostenibilidad supone un reto aún mayor para las marcas de lujo, que son más sensibles a la posibilidad de que los cambios en el envase puedan perjudicar su identidad de marca.

Liderando el camino

Aunque los clientes tienen mayores expectativas para los productos de alta gama que para otros, muchas marcas de lujo se esfuerzan por superar el reto de mejorar la sostenibilidad tanto de sus productos como de sus envases. Estas marcas están explorando diferentes materiales y enfoques para utilizar materiales ecológicos y biodegradables al tiempo que mantienen el atractivo visual, emocional y tradicional de sus productos.

La mundialmente conocida casa de moda Gucci y la marca de cosméticos Estée Lauder fueron de las primeras en adoptar la sostenibilidad en la categoría de lujo. Gucci utiliza cartón reciclado para sus cajas desde 2010. Posteriormente, desarrolló un conjunto de principios de sostenibilidad, conocidos como su Cultura del Propósito. Estos principios incluyen la protección del medio ambiente y la mejora de la sostenibilidad como parte de su identidad de marca. Gucci también ha reducido el número de desfiles de moda que celebra cada año de cinco a dos.

El gigante de la cosmética Estée Lauder se ha propuesto alcanzar el objetivo de cero residuos en sus productos y envases. La empresa es miembro de varias asociaciones de sostenibilidad empresarial, como la Circular Economy 100, la Sustainable Packaging Coalition y la Sustainable Packaging Initiative for Cosmetics(SPICE). Ha adoptado un amplio conjunto de iniciativas para alcanzar sus objetivos de prácticas responsables, como la incorporación de la química verde en sus productos y procesos, la realización de análisis del ciclo de vida y el uso de materiales de origen vegetal.

Muchas otras marcas de lujo han adoptado envases ecológicos. El legendario productor de champán Dom Pérignon utiliza ahora envases de cartón reciclables y biodegradables. La empresa de ropa PVH, propietaria de Calvin Klein, Tommy Hilfiger y otras marcas populares, está trabajando para alcanzar su objetivo de conseguir un 100% de envases de origen sostenible y ético para 2025. "Como empresa global de ropa, reconocemos que tenemos la responsabilidad de reducir los residuos, y una forma clave de hacerlo es minimizando nuestros envases y haciéndolos reciclables", dijo Marissa Pagnani-McGowan, vicepresidenta del grupo de responsabilidad corporativa de PVH.

Cuando se trata de productos sostenibles y ecológicos, los consumidores de la generación del milenio y la generación Z se preocupan especialmente por la transparencia. Para ofrecer una visión clara de sus iniciativas ecológicas, Everlane ofrece visitas digitales a sus fábricas, lo que permite a los consumidores conocer de primera mano los procesos de sostenibilidad de la marca.

Cómo hacer la mudanza

Las marcas de lujo que se plantean ser ecológicas tienen una amplia variedad de nuevas soluciones de embalaje sostenible entre las que elegir. Se prevé que el sector de los envases ecológicos alcance un valor de más de 440.000 millones de dólares en 2025, según la consultora Research and Markets. Tanto el aumento de la demanda del mercado -a medida que más marcas adoptan la sostenibilidad para satisfacer las preferencias de los consumidores- como el incremento de tecnologías y materiales innovadores están impulsando este crecimiento.

La fibra moldeada es uno de los materiales respetuosos con el medio ambiente que puede utilizarse para una amplia gama de productos de lujo. Fabricada a partir de pulpa corrugada reciclada, papel, bambú, bagazo y otras fibras naturales de rápido crecimiento, la fibra moldeada es una opción de primer orden.

Las nuevas tecnologías han permitido que la fibra moldeada satisfaga las demandas específicas de las marcas de lujo. Este material adaptable y biodegradable puede diseñarse para ofrecer ángulos de inclinación suaves y un tacto de primera calidad. La fibra moldeada también es altamente personalizable. Puede adoptar muchas formas y texturas, y puede adaptarse fácilmente a los colores de la marca. Otros avances en las tecnologías de envasado, como los envases inteligentes, pueden ayudar a las marcas de lujo a mantener su imagen e impulsar el compromiso del consumidor. Por ejemplo, se puede imprimir un código QR en el envase de fibra moldeada o adherirlo a él. Cuando los consumidores escanean el código con un smartphone, reciben información sobre los esfuerzos de sostenibilidad de la marca e instrucciones sobre cómo reciclar o reutilizar el envase.

Como marca de lujo, siempre se centra en garantizar que sus productos proyecten la imagen de su marca. Los envases sostenibles se han convertido en una parte indispensable para atraer a los clientes y mantener la reputación de la marca. Con el enfoque, los materiales y el diseño adecuados, es posible encontrar soluciones de envasado de primera calidad que le ayudarán a satisfacer los deseos de sus clientes de lujo, ser responsable con el medio ambiente y hacer que las cadenas de suministro y los envíos sean más económicos.

Artículos relacionados